sábado, 16 de mayo de 2015

Elecciones: antiabortismo panista

17. mayo, 2015       Opinión


Desde su fundación en 1939, el Partido Acción Nacional (PAN) ha sido un partido derechista y clerical. Ya en el poder, demostró que entre sus prioridades están oponerse al Estado laico, rechazar los derechos sexuales en general, y apoyar los proyectos de la jerarquía católica.

El PAN sigue abanderado un trasnochado antiabortismo que ni siquiera el actual pontífice enarbola con tanto fervor.

Ese Partido cuenta con el respaldo de poderosos empresarios que controlan muchos medios de comunicación y de los jerarcas católicos: ni esos empresarios ni esos religiosos criticaron a Felipe Calderón ni al PAN, pues era un presidente y un partido a la medida de sus deseos; ahora sí plantean críticas contra Enrique Peña Nieto y contra el Partido Revolucionario Institucional (véase, por ejemplo, el semanario Desde la Fe, del arzobispado de México), pues esos sectores tratan de propiciar que el PAN vuelva al poder.

Sin embargo, conscientes de que sus ideas son impopulares para gran parte de la sociedad, especialmente en la Ciudad de México, los panistas suelen negar su propio conservadurismo, y se abstienen de mencionar temas como el aborto en la propaganda de campaña que difunden en los medios electrónicos.

El PAN de siempre

En Baja California Sur, la candidata panista por el primer distrito electoral federal, Jisela Paes Martínez, se distinguió como diputada local por oponerse al aborto y por enarbolar el conservadurismo sexual, al que los panistas llaman “la defensa de la familia” (http://colectivopericu.net/2015/04/15/la-arenga-254/).

En Coahuila, el candidato panista a la diputación federal por el distrito 5 con sede en Torreón, Coahuila, es un viejo abanderado de la moral conservadora y beneficiado por el gobierno de Calderón. Jorge Zermeño Infante, exembajador de México en España, fue alcalde de Torreón de 1996 a 1999, época en que se dio a conocer como uno de los famosos “alcaldes mochos” que censuraban espectáculos, modas y publicaciones en aras de “la moral y las buenas costumbres”. Así, en 1997 se publicó en medios nacionales que ese ayuntamiento estaba decomisando revistas y videos con desnudos.

Como alcalde, Zermeño fue acusado también de tener una actitud despótica y violatoria de los derechos humanos.

También en Coahuila, en marzo pasado, el diputado panista Jesús de León Tello presentó una iniciativa para introducir en la Constitución Política estatal la reforma antiabortista, que prescribe el llamado “derecho a la vida desde la concepción” (www.milenio.com/region/Congreso_de_Coahuila-Jesus_de_Leon_Tello-iniciativa_contra_el_aborto-PAN_Coahuila_0_483551695.html).

En Nuevo León, el pasado 1 de abril, el Congreso estatal avaló la iniciativa de la panista Carolina Garza Guerra de instituir, a tono con los dictados clericales, el 25 de marzo, como el Día del Niño que está por Nacer, con lo que se criminaliza aún más la práctica del aborto (www.oem.com.mx/elsoldemexico/notas/n3770170.htm).

En San Luis Potosí, la candidata a gobernadora por el PAN, Sonia Mendoza Díaz, reafirmó su postura en contra del aborto, e incluso se ha jactado de que formó parte del grupo de legisladores que impulsaron que la penalización del aborto se elevara a rango constitucional (http://lajornadasanluis.com.mx/politica-y-sociedad/26/03/2015/sonia-mendoza-sigue-firme-contra-el-aborto/).

También en San Luis, Ricardo Anaya, coordinador de los diputados del PAN, ha señalado que ese Partido, “a través de sus legisladores federales”, mantiene la posición antiabortista, lo cual, cabe añadir, es un buen argumento para no votar por el PAN (http://pulsoslp.com.mx/2015/04/06/respeta-an-la-vida-desde-la-concepcion/).

En Guerrero, el abanderado panista Jorge Camacho Peñaloza participó en un evento con motivo del Día de la Mujer, en el cual regaló figuras en forma de fetos de 12 semanas de gestación –como otro acto simbólico– para pedirles oponerse a la despenalización del aborto (http://zetatijuana.com/noticias/zoom-politico/20179/los-que-van-por-la-grande#sthash.GcZ6uVxA.dpuf ).

En Puebla, la panista Angélica Ramírez, candidata por el distrito 11, está haciendo publicidad en las redes sociales; sin embargo, la candidata deja sin contestar a sus seguidores cuando la cuestionan sobre temas de la agenda de la derecha como la despenalización del aborto o las sociedades de convivencia (http://intoleranciadiario.com/detalle_noticia/132396/politica/presumen-campana-ignoran-a-ciudadanos).

El pasado 20 de abril, en la Ciudad de México, el diputado federal panista Fernando Rodríguez Doval acompañó a los miembros de grupos conservadores como Red Familia y Pasos por la Vida en una conferencia de prensa donde exhortaron a los ciudadanos a votar en estas próximas elecciones por candidatos, legisladores y políticos “comprometidos con la defensa de la vida y la promoción de la familia”.
Anunció el panista que “los políticos nos sumamos para proteger la vida del no nacido y sus derechos humanos” (www.siete24.mx/marcharan-por-la-vida-en-el-df-71016/). Asimismo, calificó la despenalización del aborto en el Distrito Federal como “una política pública fallida” y “una ley injusta contra personas indefensas” (www.notiese.org/notiese. php?ctn_id=8052).

Rodríguez Doval se formó en escuelas maristas, posteriormente en el Instituto Tecnológico Autónomo de México (ITAM) y en la Universidad Panamericana, del Opus Dei, donde ha sido profesor de teoría política (http://es.wikipedia.org/wiki/Fernando_Rodr%C3%ADguez_Doval).

Aunque los panistas son conscientes de que en la Ciudad de México sus ideas sobre el aborto y la moral sexual son impopulares, en ocasiones se ven obligados, o se sienten auténticamente motivados, a participar en actividades con organizaciones católicas conservadoras que siempre han sido semilleros de militantes panistas.

El 23 de abril, algunos panistas, en el estilo más retrógrado y cerril de ese Partido, se pronunciaron contra el aborto, en una exposición que presentaron en el Senado de la República. “Con la presencia de monjas e integrantes de Provida como invitados […] el panista Víctor Hermosillo criticó la libertad sexual que han alcanzado las mujeres al sostener que les ha ido peor, porque los hombres se dan ‘una agasajadera bárbara’ con ellas y por eso no se casan” (www.milenio.com/politica/agasajaderas_barbaras_diputados-mujeres_no_se_casan_0_505149875.html).

El senador de Mexicali se confesó católico y anunció una ridícula iniciativa para castigar a quienes se divorcien, obligándoles a devolver a sus padres el costo de la fiesta de bodas.

El semanario Desde la Fe, del Arzobispado de México, elogió la participación en ese evento, de Hermosillo y del yunquista Juan Carlos Romero Hicks, exgobernador de Guanajuato, de quienes afirmó que “se pronunciaron en favor de la vida y de la obligación de los senadores de velar por el bien común” (Eco Semanal, Año X, 463, 3 de mayo de 2015, página 6).

Doble discurso, doble moral

No obstante todas esas expresiones antiabortistas y conservadoras, es muy significativo que en su propaganda de campaña, en los spots que insistentemente transmite en radio y televisión, ni por asomo se refiere el blanquiazul a sus ideas conservadoras sobre el aborto y otros temas, con las cuales los votantes lo identifican.

¿Por qué no, en lugar de atacar a los priístas, se dedican a pregonar que quieren prohibir el aborto y el matrimonio homosexual, y entregarle al clero los recursos públicos (como hizo el exgobernador de Jalisco)?
El PAN intenta llegar al poder de una manera tramposa, con el apoyo mediático de la plutocracia y con una propaganda de ataque a sus adversarios políticos.

A la vez que oculta ante los medios de comunicación sus propios proyectos, que gran parte de la sociedad rechaza, el PAN pide el voto con el argumento de quitarle el poder al PRI, o a la izquierda, pero, como siempre ha hecho, planea gobernar con sus conocidas ideas reaccionarias.

Empero, con su característica hipocresía, el blanquiazul intenta conservar a los votantes más afines al conservadurismo católico, por lo que ha colocado propaganda de campaña cerca de algunos templos católicos (www.jornada.unam.mx/ultimas/2015/04/26/propaganda-del-pan-cerca-de-templos-catolicos-3257.html).

Edgar González Ruiz*
*Maestro en filosofía; especialista en estudios acerca de la derecha política en México
[OPINIÓN]



 Contralínea 437 / del 18 al 24 de Mayo 2015


No hay comentarios: